Es bien sabido por todos que una de las cosas que más pueden herir una relación es la monotonía, la repetición, la rutina. En Follamigos estamos decididos a que eso no te pase a ti, así que te proponemos una serie de consejos para no caer en brazos del aburrimiento y que el deseo sexual hacia tu pareja no sólo no decaiga con cada nueva sesión, sino que se incremente.

Una advertencia: si no tienes una mente abierta, si no eres capaz de probar cosas nuevas, si no quieres dejar atrás prejuicios y tabúes, no sigas leyendo. Este artículo es para gente audaz que quiere mejorar sensiblemente su vida sexual.

Las posibilidades son infinitas, en Follamigos solo hemos querido comentar algunas:

 

  • Utiliza lencería sexy: Hoy en día hay miles de opciones para la mujer. Bodys, conjuntos, mallas, sostenes, vestidos, medias, ligueros, tangas, culottes, botas, minifaldas, saltos de camas, disfraces, pelucas.  Sorprende a tu pareja con un conjunto sexy. El nivel de perversión lo eliges tú. Ten en cuenta que has de conocer bien a tu pareja  para adivinar que se va a atrever a poner.  Tampoco puedes ir con una locura de cuero y cadenas con un ligue de una noche o en tu primera cita. Pero desde aquí te aseguramos una cosa: cada vez se sentirá más cómoda llevando cosas más picantes si sale contigo. Ver tu cara de excitación es la mejor garantía. Por otra parte, cada vez hay más conjuntos y modelos de lencería para hombre que también vas a poder usar. Si bien no hay tanta variedad como para mujeres, es cierto que la industria se está poniendo las pilas. ¡Ya no tienes excusa! Además, si te da vergüenza ir tú mismo a un sex-shop, hay miles de tiendas en internet que te facilitará el proceso. Son muy discretas y garantizan el anonimato.  
  • Utiliza juguetes para tu chica: Está claro, ¿No? Vibradores, juguetes de masaje, etc.. La función es múltiple. Puede que lleves toda la noche dándole al asunto y que no puedas más, pero tu chica sigue a cien. ¿Qué hacer? Saca el arsenal y dale placer hasta que diga basta.  Tu excitación volverá a subir cuando veas su rostro al ver tus innovaciones. ¡Vas a ligar con ella de nuevo!  
  • Utiliza juguetes para hombre: Eso las excita más todavía. Hay decenas de ellos para estimular  parte íntimas de tu cuerpo que harán las delicias de tu pareja. El punto g masculino está cerca de la vejiga y para acceder a ese punto solo hay un camino: el ano. Dependerá de tu compromiso y de la forma de ser de tu pareja, pero puedes optar por pequeños estimulantes hasta un arnés para que ella tome la iniciativa. ¡Menuda novedad! ¿Verdad? Por cierto, si todavía crees que estimular partes íntimas de tu cuerpo tiene algo que ver con la homosexualidad deberías actualizar tu información sexual.
  • Disfrazaos. Con un poco de imaginación, una peluca y un vestido realmente sexy, algo que jamás se pondría tu pareja en circunstancias normales, no la vas a reconocer.  Los disfraces son imprescindibles en los juegos de rol sexuales.  Hay gente que considera excitante no reconocer a la pareja con la que realiza el acto sexual a menudo, como si fuera un encuentro casual, o  hubiera contratado a una scort, o fuera la primera cita conseguida a través de Follamigos.  
  • Queda con tu pareja en un lugar al que no vayáis a menudo y haced como que no os conocéis.  Después poned en práctica las cosas descritas anteriormente. Volver a seducir a tu mujer o a  tu hombre… ¿Verdad que suena excitante?

 

El cuerpo humano y su sexualidad forman parte de uno de los mayores gozos de la vida. El respeto nunca debería ir reñido con la imaginación. No dejes que tu vida sexual se convierta en rutina y disfruta de tu cuerpo.

Ten en cuenta que todas estas observaciones tratan acerca de cómo combatir la rutina que surge de la vida en pareja y se basan en la complicidad y confianza que también brotan de la misma.  No son adecuados para ligar con nadie que no conoces ni para sorprender en un encuentro casual ni en una primera cita.  

Pero recuerda, si ves que tu relación sexual se está apagando, deja los tabúes a un lado: verás como vuelve a verse el color rojo en  los rescoldos de la hoguera.

Escribe aqui tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

borrar formularioEnviar